LITERATURA INDU

DESEO ( TAGORE) “Deseo decirte las palabras más profundas, pero no me atrevo, pues temo tu burla.
Por ello me río de mi mismo y transformo en bromas mi secreto.
Me burlo de mi dolor, para que no te burles tú.
Deseo decirte las palabras más sinceras, pero no me atrevo, pues temo que no me creas.
Por ello las disfrazo de mentiras y digo lo contrario de lo que pienso.
Me esfuerzo en que mi dolor parezca absurdo para que no te lo parezca a ti.
Deseo decirte las palabras más valiosas, pero no me atrevo, pues temo no ser correspondido.
Por ello te nombro duramente y me enorgullezco de mi insensibilidad.
Deseo sentarme silenciosamente a tu lado, pero no me atrevo,
pues temo que mis labios traicionen mi corazón.
Por ello hablo disparatadamente, escondiendo mi corazón tras mis palabras.
Trato a mi pena con dureza, para que no lo hagas tú.
Deseo alejarme de ti, pero no me atrevo, pues temo que descubras mi cobardía.
Por ello levanto la cabeza y me acerco a ti con aire indiferente.
La constante provocación de nuestras miradas remueve mi dolor sin piedad”

El café humea sobre la taza donde se resbala la poesía de Tagore y ésta comienza a absorber su tibieza, la contra posición de las palabras, el juego de la entrega con el abandono más total. Pienso…
Más allá de toda lógica y razón más allá del deseo de poseer y ser poseída, no sólo por hombre sino por aquello que no es tangible, más, mucho más allá de todo deseo vano yace el deseo de desapegarse del deseo.

Deseo que no exista como tal, que no nos desplome ante la vida, que no nos haga esclavos de sus manos.

–  Melancólica?- dice con voz lánguida uno de mis muertos.

– No, es vacío. – respondo con letargo – Uno que me deja muda y ausente de todo deseo y apego, uno en el que vislumbro una negrura tan profunda, que me atonta con su brillo, una profundidad que de honda, se hace infinita.

– Y que pasa cuando te vuelves humana, cuando lo quieres a él y quieres el aire en tu rostro, y quieres disfrutar uno de esos bocadillos que te causan placer, si, esas cosas simples que te hacen feliz, que hay de todo eso?- insiste perseverante.

– ahh, Eso? es solo mientras espero…, Sólo mientras desando mi camino.

Anuncios

5 comentarios to “LITERATURA INDU”

  1. Hay mi querida congénere,me dejas sin aliento mientras perezco entre los designios de mi ardiente deseo,posteé para vosotras,un beso de deseo?

  2. Deseo.
    Sincero Deseo. Desarticulado de implicaciones posteriores. Deseo por sí mismo. Enarbolado en su propio destino. Saciado en su vino. Deseo sincero. Aquel deseo se sacia de su propio camino. Es una desición, una profesía cumplida de sí mismo. El sincero deseo. El Sincero Reír. El Sincero morir. El sincero Saltar. El sincero abrazo. El Sincero beso, un beso por nada más que un beso: ese beso; el siguiente no, sólo ése. Un sincero verso, arrancado a Sinceros besos. Un Beso-verso Sincero con sabor a rouge y a vida de mediodía, a ojos resplandecientes /como estrellas fugaces/ a rocío cristalino de montaña cálida, sabor a burbujas -en carrera por concluir su Sincero Deseo de fundirse con la atmósfera celeste.
    Deseo. Sincero deseo. Sincera risa. Corazón sincero. Sincera brisa. Sincero salto (en medio de la vereda, casi llegando al metro). Sincero canto. Sincero, desde el fondo de tu cuerpo, de tu carne, de tu sombra, de tu espíritu, de ti. Sincero canto, participa en tu vida para descubrir tu propia verdad, una otra voz, más tuya: más tú. Sincero canto.

    Sincero deseo, desarticulado de deseos subterráneos y reprimidos, disfrazados. Desarticulado de mentiras propias, de quimeras alegradoras, sobrinas de la desesperación por persistir en vivir. Bonita, bonita historia, pero atroces glorias. El Sincero Deseo habita ahí: entre medio. Vecino de mentiras inocentes, pseudo-conocimientos, cálculos erróneos. Rescatar al Sincero Deseo de uno mismo, tal vez no podamos, y cuando abramos las manos, tras la estela de fugacidad del momento, nos encontremos con un verdadero sincero verso. O un recuerdo de la enunciación de un futuro incierto. A vIVa VoZ, un sincero canto: un beso-verso, brotado de labios sinceros, escrito con alma y sangre. Sobre la copa del aire. ¿No será cúpula, no será la cúpula de la bóveda nocturna? Sobre la cúpula que rodea nuestro aire.
    _______________________
    Qué piensas? Valdrá la pena desear de forma sincera? Porque el problema de desear es el final de ese deseo, provoca un sufrimiento porque no era ése el verdadero deseo, sino otro. Luego uno desea el otro, y no, tampoco era ese. Pero cuando el deseo es Sincero, el final resplandece, es una redensión en que la vida merece ///ser vivida.

  3. Hola Patri, como va?? pasé a leerte y me encantó este texto de Tagore. Creo que sin más nos muestra cuán acorazados podemos llegar a vivir, más allá de los deseos. Ojalá y ese es mis deseo, un día podamos alcanzar la belleza de vivir sin más, sin máscaras, sin miedo a salir lastimados, o burlados. Volver a la inocencia y recuperar la alegría de vivir cada momento. cariños

  4. Mmmm…. amigos, así lo creo, Tagore, tal vez por su procedencia, tendencias y creencias nos entrega este tipo de literatura, siempre en sus palabras hay más…, dicen por ahí que había un hindú que era muy sabio, tanto así que no necesitaba ya de ningún tipo de halagos, palabras o vivir la ilusión de saberse culto, entonces cada vez que hablaba con alguién hacia parecer que él era el estudiante o discípulo y aquel con el que conversaba el maestro, que siempre estaba aprendiendo del otro, y, como la ignorancia y vanidad del ser humano es tan alta, terminaba convenciendo al interlocutor de esa idea. Creo que eso pasa un poco con este texto de Tagore.
    En fin, como yo los llamo, desvaríos.

    Gorokiña querida, que esos besos vuelen por tu vida para que siempre estés llena de energía.

    Carlos, me declaro totalmente ignorante, no pude llegar a la cima de tu exposición. Me quedé vagando sólo por los senderos que se cruzaron continuamente dejándome en el mismo lugar. Ten paciencia conmigo y trátame como a un alumno bueno?

    Nelida, que maravilla sería lo que deseas verdad?, tal vez algún día, algún día….

    Un abrazo,

  5. Excelente Patricia, incluso puede que llegue más allá que el miedo al deseo lleve a herir profundamente, a maltratar de palabra o de obra, incluso a matar… ¿ terrible no?.

    Un saludo, y mi deseo de que pases buena y fructifera semana.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: