Archive for enero, 2013

enero 3, 2013

Instituto Nacional

 Comparto con ustedes el discurso de un alumno que termina su enseñanza media de un emblematico colegio en Chile.  Digno de ser compartido. Tal vez no todos compartan su contenido, pero sí es notable que un joven tomé consciencia de una realidad de la que muchos esconden la cabeza e idolatran una institución.

 Discurso de Graduación 2012 de 4os Medios del Instituto Nacional

 Don Jorge Toro Beretta  , Rector del Instituto Nacional 

Don Raúl Blin Necochea,  , ViceRector del Instituto Nacional 

Doña Carolina Toha Morales,  , Alcaldesa de la comuna de Santiago

Padres, apoderados, amigos y compañeros

  Autoridades Varias y Vagas, Tengan todos ustedes, muy buenos días.

 Antes de comenzar a leer estas líneas, con motivo de la Licenciatura de los Cuartos medios 2012, mi generación, me gustaría pedir perdón. Perdón a quienes después de revisar un discurso que yo envíe semanas atrás, me autorizaron y dieron la oportunidad de leerlo aquí frente a ustedes.

Disculpas porque las páginas que hoy leeré, son distintas a las de ese borrador. De otra forma no me hubieran dejado hacer este discurso. Disculpas y espero puedan entenderme.

Cuando me embarqué en la tarea de hacer un discurso con motivo de la Licenciatura, me encontraba con más dudas que certezas. ¿Qué digo? ¿Cómo, en cinco minutos, resumir mi paso por este colegio?¿Cómo, en un discurso, intentar plasmar siquiera en su uno por ciento, la gama de sentimientos que poseo hacía El Nacional? ¿Cómo redactar algo, lo suficientemente digno para tan importante día? En primera instancia, intenté hacer algo similar a los discursos que he escuchado, como presidente de curso, cada diez de agosto, en las ceremonias de aniversario del colegio. Hacer un breve repaso de la historia del colegio. Mi idea era empezar diciendo que el Instituto Nacional fue fundado como una obra del gobierno de José Miguel Carrera en 1813, tras la fusión de las casas de estudio del periodo colonial. Luego, tras la ofensiva de la Corona española por recuperar sus posesiones en América, e identificando al Instituto Nacional como un símbolo de la soberanía y la lucha por la emancipación, deciden clausurarlo. Bernardo O’higgins, cinco años después, con la Independencia ya asegurada, lo

reabre para seguir funcionando, sin interrupción, hasta nuestros días. También pensé recordar que han sido Institutanos, 18 presidentes de la República de Chile. Entre los que destacan nombre como Pedro Aguirre Cerda, José Manuel Balmaceda y, el poco mencionado en los discursos,

read more »

Anuncios